11 de octubre, Día Internacional de la Niña

Si nos paramos a pensar en todas aquellas diferencias de género que nos podemos encontrar dentro de nuestra sociedad y a contrastar diferentes datos, nos encontramos con que 700 millones de niñas y adolescentes se han casado con menos de 18 años. Un dato alarmante, teniendo en cuenta que 1 de cada 3 fueron casadas antes de los 15 años y que, las consecuencias de este matrimonio infantil forzado son diversas. Tanto físicas, psicológicas, emocionales, sin olvidar las sociales y las económicas.

Por lo tanto, tenemos que tener en cuenta que el matrimonio infantil es una forma de violencia sistémica que afecta particularmente a las niñas cuyas vidas no van a poder ser satisfactorias en ninguno de los casos, ya que tendrán que responder a unas responsabilidades que no son propias de su edad.